Artículos / MERCOSUR

12.ago.2014 / 01:13 pm / Haga un comentario

El Parlasur, órgano legislativo del Mercosur, manifestó pleno respaldo a Argentina, tras el fallo del juez norteamericano Thomas Griesa a favor de los acreedores que no se plegaron a la reestructuración de la deuda en 2005 y 2010.

La justicia estadounidense favoreció a los llamados bonos buitres a través de un fallo emitido por el Juez Thomas Griesa, el cual pone en jaque a Argentina obligándola a cancelar 1.500 millones de dólares, entre capitales e intereses, por fondos adeudados desde 2001.

La sentencia ordenó la suspensión de los pagos que realizó el país del cono sur a 92% de los acreedores que sí aceptaron la reestructuración de 2005 y 2010.

Este caso despierta la atención de Latinoamérica y se impone en el Parlasur, donde parlamentarios se congregaron en una sesión ordinaria y manifestaron su solidaridad con Argentina.

A ese encuentro, que tuvo lugar en Uruguay, asistió el diputado por el PSUV Saúl Ortega, también miembro de la Comisión Permanente de Política Exterior, Soberanía e Integración.

-¿El Parlasur abogó por una solución que no comprometa el proceso de reestructuración de la deuda soberana?

En primer lugar, allí se debatió y se decidió un respaldo prácticamente unánime de todos los países y de las fracciones políticas  presentes en el Parlasur.

El caso de los fondos buitres es la inmoralidad, la corrupción,  y lo más oscuro del capitalismo. Esta es una deuda adquirida durante la dictadura militar argentina, instaurada desde Washington, que se está asumiendo a pesar de lo ilegal  y lo no auditable.

Existen bufetes en los estados Unidos que se dedican a la compra de estas deudas cuando están en sus niveles más críticos para luego hacer operaciones fraudulentas.

Argentina ha reconocido y reestructurado su deuda con el 92% de los acreedores, un 8% no termina de aceptar condiciones, y de ese porcentaje sólo un 1%, a través de la justicia estadounidense y el fallo del juez Thomas Griesa, exige la cancelación total de sus pagos, entre capitales e intereses.

-El fallo del juez norteamericano Thomas Griesa a favor de los fondos buitres en Argentina ¿es definitivamente una medida de carácter extraterritorial?

Ahí quería llegar. Esta medida genera perturbación en el orden económico, social y político. Para nadie es un secreto que la pretensión de los “gringos” es darle extraterritorialidad a sus leyes e instituciones. En este caso, un tribunal de Nueva York le está imponiendo  condiciones a una nación soberana, habida cuenta de que la mayoría de los bancos donde la gente tiene la custodia de estos bonos y la gran parte de las transacciones de pago tienen lugar en esta ciudad.

La medida del juez prohíbe que Argentina cumpla con obligaciones que mantiene con otros tenedores de bonos, lo que está generando una crisis y hace quedar a este país como un estado deudor, a pesar de tener los recursos y la disposición de honrar sus compromisos.

Hay una intención de generar perturbaciones económicas, sociales y políticas. Se debe recordar que hace 15 años Argentina era el patio trasero de los “gringos”. Ellos están ocupados en generar  todo un conjunto de condiciones de inestabilidad en gobiernos que no presenten muestras de subordinación.

Ya contamos con la Unasur, la Celac, el Mercosur, el ALBA, en fin, un conjunto de estructuras geopolíticas que ya no responden al consenso de Washington, incluso la OEA.

-El ministro argentino de economía, Axel Kicillof ha mantenido conversaciones con un mediador de la justicia de Estados Unidos, el abogado Daniel Pollack. ¿Estas acciones no restan fuerza al carácter extraterritorial del fallo?

Para efectos prácticos, la nación argentina está obligada a realizar esos pagos a través de bancos de Nueva York. El juez Griesa impide el cumplimiento de compromisos de pagos. Aquí se ve que la intención es generar un caos y perturbar la situación política, económica y social en Argentina.

-¿Cree usted que de estas conversaciones se desprendan  resultados concretos que permitan oxigenar la presión de Argentina para cancelar la deuda a sus acreedores?

Todas las acciones deben apuntar a salidas. En esta oportunidad lo que se debe buscar es respaldo, lo que sin duda ha habido por parte de países de la región.

Además, se debe encontrar la posibilidad de que los pagos de bonos soberanos se hagan en otras jurisdicciones, he pensado en América Latina, en un banco de acá, en un banco de Brasil, pudiera ser también en un banco de Europa. Nueva York es el sitio más inseguro   para cualquier transacción financiera que pueda ejecutar una república soberana.

Así lo ha demostrado el comportamiento de las instituciones norteamericanas, la poca transparencia, la forma parcializada y hasta mafiosa al momento de tomar decisiones a favor de grupos especuladores, compuestos por aquellos que compraron los bonos a precio de gallina flaca en tiempos en los que se vivía una situación desfavorable y ahora quieren sacar provecho de la situación de una manera inmoral.

-Ante la situación que se registra en la nación del sur, usted habla de una alarma que se dispara en la región, en este sentido, ¿qué países pudieran estar expuestos a afrontar un escenario similar que haga tambalear sus economías?

Todos los países que hayan emitido bonos soberanos y que por alguna u otra razón los custodios de esos bonos sean bancos de Nueva York, están expuestos a peligros y amenazas; Argentina y cualquier país.

-¿Qué promueve la solidaridad de Venezuela con Argentina?

Esta es la hora de la solidaridad y Venezuela, conjuntamente con otros países, ha manifestado su apoyo con mucha vehemencia, y es una acción clara de condena a prácticas delictivas del capitalismo mundial, tan delictivas como los famosos paraísos fiscales, que no son otra cosa que guaridas fiscales, donde se legitiman capitales en nombre de bancos y firmas, supuestamente honorables y reconocidas. El capitalismo es, definitivamente, inmoral en todas sus presentaciones.

-¿Es necesaria la suspensión de la sentencia para lograr una negociación en condiciones equitativas?

Lo correcto hubiese sido que el tribunal norteamericano aceptara la apelación de Argentina, ya eso no ocurrió, y habrá que optar por otras medidas para enfrentar las agresiones.

-Estados Unidos y Canadá fueron los únicos países que no apoyaron la resolución de la OEA a favor de Argentina contra los fondos buitre. ¿Qué lectura le da a tal evento?

Es la derrota más contundente que ha sufrido la Casa Blanca. Lo ocurrido en la OEA refleja la gravedad de la situación y el recelo con el que se aborda el tema de los bonos especulativos en Argentina. Canadá, que ha sido un aliado servil de los Estados Unidos, decidió abstenerse.

Fondos Buitres

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.